X

10% descuento con tu primera compra | Utiliza el cupón BIENVENIDA

0

Deporte y embutido

En estos tiempos en los que hay que quedarse en casa, te traemos una serie de rutinas de ejercicios, complementadas con los mejores embutidos. ¿Deporte y embutido? ¡Claro! Los embutidos pueden y deben estar en la dieta del deportista.

deporte y embutido

Ana Diez, médico de familia y experta en nutrición, nos dirá las cualidades nutricionales que nos aportarán los embutidos. Mientras que con Oleg Kisselev, lateral izquierdo del Balonmano Nava, nos pondremos en forma.

Entrenamiento con Oleg Kisselev

Gracias al Balonmano Nava y a su jugador, Oleg Kisselev, tenemos para ti tres rutinas para lleva a cabo sin salir de casa (ahora que lo tenemos tan presente). Dale al play y sigue las rutinas (este vídeo se grabó antes del periodo de cuarentena obligatoria). ¿Podrás aguantar el ritmo?

¿Deporte y embutido?

Por Ana Diez, médico de familia y experta en nutrición – Hay que hacer deporte; todos lo sabemos. Unos eligen tenis, balonmano, fútbol y otros una actividad física menos intensa y acorde con las aptitudes físicas, con la edad o disponibilidad de tiempo de cada cual. Eso da igual. Pero todos sabemos que la inactividad física no es saludable. De la misma manera que todos sabemos que lo ideal es conjugar una alimentación adecuada a las necesidad de cada uno, en consonancia con la actividad física que se desarrolle.

chorizo y deporte

Fácilmente se entiende que las necesidades nutricionales de una persona que hace un deporte como el balonmano con sus entrenamientos y sus partidos jugados con la máxima intensidad no son las mismas que las de una persona que hace golf o que sale a caminar.

Antes de los entrenamientos y de los partidos tiene que haber un aporte calórico y de nutrientes como grasas y proteínas, adecuado al intenso desgaste que el deportista va a experimentar. Además, las cantidades de minerales y la hidratación que un deportista necesita, también son superiores a las habituales de una persona que no realiza deporte.

Vamos a analizar un poco las características nutricionales de los embutidos y qué nos aportan en el ámbito del deporte, porque no estamos acostumbrados a oír que es una relación perfectamente saludable. Se puede comer embutido si practicas deportes. Es un alimento sano, en cuanto que nos aporta nutrientes que el deportista necesita, comido en la proporción y cantidad correctas.

El deportista, para rendir al máximo, tiene que tener el cuerpo a punto, y, para ello, ha de comer alimentos que le proporcionen la energía necesaria. La dieta del deportista tiene que ser variada y debe incluir glúcidos, proteínas, grasas, vitaminas y minerales. Todos esos nutrientes están en los embutidos. Por lo tanto, pueden comerse en su justa medida.

Proteinas

Los deportistas necesitan más cantidad de proteínas que las personas que no lo son. Durante los entrenamientos físicos se produce un fenómeno conocido como rotura muscular, que no es más que una manera que tiene el organismo de aumentar y regenerar la masa muscular. El jamón serrano y el lomo son los embutidos con más contenido en proteínas de alto valor biológico, péptidos y aminoácidos bioactivos de efectos positivos.

Grasas

Las grasas son importantes para el cuerpo del deportista, aunque no deben superar en calorías el 30% de las necesidades energéticas. Se recomienda que sean insaturadas. Hay profesionales que aseguran que después del aceite de oliva, el jamón serrano es la principal fuente de ácido oleico. Los embutidos son fuente importante de grasas, en parte saturadas, pero en menor proporción que las insaturadas, y con un contenido significativo, pero no muy elevado, de colesterol.

Minerales

Los minerales son grandes aliados del deportista y los embutidos son ricos en magnesio, hierro, fósforo y en zinc que ayudan a aumentar la capacidad de concentración; además, tienen alto contenido en vitaminas, son ricos en B2, B6 y B12 (que no se encuentra en los vegetales), lo que ayuda a disminuir la fatiga y sensación de agotamiento persistente tras un buen entrenamiento.

jamón y deporte

El consumo de proteínas como las de la carne de cerdo, es imprescindible en la estructura y función orgánica del organismo

El Dr. Escribano, catedrático de nutrición deportiva y responsable de la unidad de nutrición, metabolismo y composición corporal de la Real Federación Española de Fútbol en el VI Foro internacional del sector Porcino, en el que afirmó que el consumo de proteínas como las de la carne de cerdo, es imprescindible en la estructura y función orgánica del organismo y es clave, no solo para la salud, sino también para el estado de ánimo, el rendimiento laboral e intelectual, la longevidad cerebral e intelectual o la calidad de vida. En su intervención aseguró que los muchos beneficios nutricionales de la carne y elaborados del porcino, además de los ya consabidos de vitaminas, minerales, proteínas y grasas, podemos añadir uno desconocido por la sociedad, y es que los embutidos tienen más fermentos probióticos y lactobacillus, que el yogurt.

Por todo ello, podemos decir que los embutidos pueden y deben estar en la dieta del deportista, como el resto de alimentos, en su justa medida.


¿Qué te apetece probar?

Últimas entradas